Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Fotografía básica, simplemente. En esta guía conocerás todo lo que necesitas saber para iniciarte en el mundo de la fotografía. Reglas de composición, iluminación, encuadre, ángulos y más.Iniciarse en el mundo de la fotografía puede ser algo intimidante. Con tantos avances de la tecnología, tantos equipos nuevos cada día, técnicas, estilos, etc, puede ser abrumador. Esta guía de fotografía básica resumirá, para ti, todo las herramientas esenciales y el conocimiento primario que necesitas para sumergirte en tu arte.

Fotografía básica: encuadre fotográfico

El encuadre fotográfico no es más que la porción de la escena a retratar. A pesar de toda la gran escena que veamos, como fotógrafos debemos seleccionar solo una parte. La parte que transmita el mensaje o la idea que queramos. Básicamente existen 3 tipos de encuadres que utilizarás tomando en cuenta lo dicho y según el medio.

Horizontal: es el encuadre clásico ya que surge de la posición natural de la cámara. Te permite abarcar más escena y ofrece quietud y tranquilidad.

Vertical: este encuadre es solo usado en fotografía. Ofrece una visión diferente y es muy usado en moda y publicidad.

Holandés: se logra al inclinar la cámara unos 25° o 45° en la dirección deseada. En un tipo de encuadre que aporta mucha fuerza y dinamismo. Sin embargo, no es muy usado por su estilo único.

Planos fotográficos

Entre los diversos tipos de planos fotográficos, en esta guía de fotografía básica te presentamos:

Gran plano general: muestra un escenario amplio o una multitud. Tiene una función descriptiva y dramática.

Plano general: muestra un amplio escenario donde los personajes suelen aparecer de cuerpo entero.

Plano americano: muestra a las personas desde un poco más abajo de las caderas. Se popularizó con las películas Western porque con este plano se mostraban las pistolas de los vaqueros.

Plano medio: muestra a la persona desde la mitad de su cuerpo para arriba.

Primer plano: abarca desde los hombros del sujeto a su cabeza. Ofrece intimidad y es muy usado en televisión y películas.

Close up: concentra toda la atención en el rostro del sujeto. Abarca desde su clavícula hasta su cabeza. Existe una variación llamada full close up donde solo se muestra el rostro del sujeto.

Plano detalle: se enfoca en una parte determinada del cuerpo del sujeto: una mano, la oreja, etc., o algún detalle de un objeto.

fotografía básica

Andrey – Flickr.com

Ángulos fotográficos

No solo la porción que escojas fotografiar es importante para tu foto. También la perspectiva con la cual decidas mostrarla juega un papel muy importante. Aquí, en tu guía de fotografía básica, te mostraremos los ángulos que necesitas saber para poner tus habilidades de fotógrafo a prueba:

Ángulo frontal: se obtiene cuando la cámara se encuentra en el mismo plano que el objeto o sujeto.

Picado: se ven los objetos o sujetos desde una diagonal descendente. Se está ligeramente encima de lo que se va a fotografiar.

Contrapicado: lo contrario del anterior. Los objetos son vistos desde una diagonal ascendente.

Nadir: la cámara se encuentra en la vertical desde el suelo hacia arriba.

Cenital: la cámara está en la vertical desde arriba hacia el suelo.

La composición: Diseño Visual

La composición fotográfica no es más que la disposición equilibrada de los elementos en la imagen. El orden de los elementos en dicha imagen sirve para expresar sensaciones favorables en cierto espacio. Esta distribución aportará una significación clara y una intención según el mensaje que se quiera transmitir.

Lo importante a la hora de configurar tu composición es elegir los elementos del diseño y distribuirlos para colocarlos en el espacio disponible. El peso de cada elemento en la composición estará determinado por el espacio que ocupe y por la posición.

Los aspectos importantes a tomar en cuenta a la hora de componer tu foto y de aprender todo lo necesario en tu guía de fotografía básica son:

Escala o proporción: este aspecto es importante a la hora de distribuir el espacio y para equilibrar las proporciones de los elementos. También es útil para entender la relación de los tamaños. A la hora de componer tu escena no puedes pensar en los elementos de manera individual, debes pensar en el todo.

Sección Áurea: es la proporción entre medidas. Según esta regla, dos elementos no pueden ser combinados de manera correcta. Debe existir un tercero. Una relación entre ellos es necesaria para generar el ensamble. La suma de las partes como un todo es la más perfecta relación de proporción.

fotografía básica

Miguel Virkkunen Carvalho – Flickr.com

La composición: balance

Equilibrio: este aspecto es una apreciación subjetiva. Contempla la distribución y disposición de los elementos en la escena. El equilibrio se puede conseguir de varias formas. Puedes manejar las líneas y buscar la manera de compensar todos los pesos dentro de la composición para lograr tu equilibro.

Contraste de tonos: este aspecto ayuda a otorgar más peso y protagonismo a ciertos elementos dentro de la composición. El contraste de tonos funciona a través de la atracción del observador. También mediante la combinación de diferentes intensidades o niveles de contraste, en el color, tamaño y textura. El contraste de tonos también puede basarse en la técnica del claroscuro, teniendo en cuenta que el mayor peso lo tendrá el elemento más oscuro.

Hay que tener en cuenta que el tono es una de las dimensiones más importantes del color. Los colores opuestos (uno enfrente del otro en el círculo cromático. Ejemplo: amarillo y violeta) contrastan mucho más, mientras que los colores análogos (colores adyacentes en el círculo cromático. Ejemplo: naranja y rojo anaranjado) apenas lo hacen, lo que ocasiona que ambos pierdan importancia visual.

Fotografía básica: la luz

La importancia de la luz en la fotografía es clave e inigualable. Se podrían hacer fotos sin lentes, incluso sin objetivos, pero nunca sin luz. La luz -del latín lux– es la porción del espacio electromagnético que puede ser percibida por el ojo humano.A continuación, en esta guía de fotografía básica, explicaremos las propiedades de la luz. Conocerlas te permitirá comprender el movimiento de la luz y cómo usarla mejor.Antes de comenzar hay que conocer que la luz se propaga en línea recta. Esto queda demostrado en la aparición de las sombras. Cuando la luz incide sobre un cuerpo, su comportamiento variará según la superficie de dicho cuerpo y la inclinación de los rayos incidentes. Estos escenarios dan lugar a los fenómenos de reflexión y transmisión.Reflexión de la luz: es un fenómeno óptico. Existe la reflexión especular, que ocurre cuando la luz incide en una superficie lisa y brillante y se refleja totalmente. También tenemos la reflexión difusa, que ocurre cuando la superficie no es lisa ni brillante. Por eso solo refleja partes de la luz en diversas direcciones.

Transmisión de la luz: es un fenómeno en el cual la luz puede atravesar objetos no opacos. Dependiendo de la opacidad del objeto será un tipo de transmisión diferente. Está la transmisión directa, cuando la luz atraviesa por completo y en línea recta el objeto. La transmisión difusa, donde el rayo se dispersa en varias direcciones en el interior del cuerpo. Y la transmisión selectiva, en materiales que solo dejan pasar ciertas longitudes de onda.

fotografía básica

Johan W S Svensson – Flickr.com

El color en la fotografía

Manejar el color en la fotografía es otro arte en si. Muy influenciado por la temperatura y el tipo de luz, hay que conocer bien su uso para expresar lo que queremos en las foto. En esta misma línea, debes conocer que la luz blanca es la suma de todos los colores. Los colores que apreciamos son los que reflejan los objetos, los demás son absorbidos.

Siguiendo las mismas ideas, el negro no es más que la ausencia de luz reflejada, por lo tanto,  la absorción de todos los colores.

El color es una herramienta importantísima en la fotografía, ya que aporta sentimientos y funciona como un elemento de comunicación muy versátil.

Calidad de la luz

Existen varios tipos de luz de acuerdo a su calidad. Ellos son: la luz dura, suave y difusa. La luz dura genera una sombra muy contrastada. La suave genera una sombra poco contrastada. La difusa tiene un origen desconocido y no genera sombras.

Para dominar la luz y sus tipos debes tener muy en cuenta la fuente de luz y su tamaño. Esto influirá en ele tipo de luz que resulte.

Balance de blancos

Este tipo de ajuste se puede realizar en cámaras digitales. Su fin es eliminar los dominantes de color en una foto para mantener la fidelidad de los colores. Por ello, debemos configurar la temperatura del color según el tipo de iluminación en la escena.

Con estos datos esenciales y elementales de tu guía de fotografía básica podrás sumergirte en el mundo de la fotografía. Estas herramientas te ayudarán a sentirte menos perdido y con más ánimo para descubrir el gran fotógrafo que hay en ti.

 

 

------------------

------------------

Seguir leyendo en 3lentes.com →

Licencia de imágenes de Flickr CC by 2.0

Las imágenes con licencia CC de esta publicación se rigen bajo Creative Commons

La información contenida en esta página no es oficial ni ha sido verificada. Para detalles técnicos, información oficial y datos actualizados, por favor visite la página web de la marca/fabricante correspondiente.

Comentarios