Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Los viajes siempre resultan una nueva oportunidad para aprender y nutrirse de experiencias únicas y especiales. Además, viajar también es toparse con lugares y personas que nos sirven como ejercicio para enriquecer el ojo fotográfico. Eres afortunado cuando tienes tu cámara contigo para capturar esos momentos, un objeto valioso para seguir aprendiendo y puliendo el estilo personal, más si es un viaje fotográfico.

Si amas la fotografía, sabrás que esa sensación de saber que regresarás de tu viaje con una gran cantidad de fotos para revelar, no se compara con nada. Sin embargo, viajar con un equipo fotográfico, podría resultar riesgoso dependiendo de tu destino. Pero nada que un poco de experiencia, ingenio y mucha prudencia no pueda resolver.

A continuación verás algunos consejos para aquellos que parten en un viaje fotográfico y quieren aprovechar para disparar muchas tomas y volver con su equipo intacto, sea el destino que sea.

La prudencia lo es todo en tu viaje fotográfico

Si tienes un equipo caro, bien sea porque eres un profesional de la fotografía, lo ideal es que lo protegas con un seguro. Antes de pagar, compara todas las opciones y revisa cada punto –bien detalladamente- de la cláusula, lo ideal es que ofrezca una protección que tu cámara y accesorios merezcan.

Sepáralos de tu equipaje

Para tu equipo lo ideal es separarlo de la maleta donde llevas tu indumentaria básica. Busca una maleta rígida pero que sea de mano, para protegerlo mejor y que esté a la vista del fotógrafo todo el tiempo.

de viaje fotográfico

© Kenny_lex – Flickr.com

Los campos magnéticos a veces pueden ser peligrosos

Las tarjetas de memoria de las cámaras son fuertes ante los rayos X de la máquinas de seguridad. Sin embargo sí podrían resultar dañadas por los campos magnéticos generados por los ímanes de las cintas transportadoras de los aeropuertos. Pero, ¡calma!, de verdad es muy poco probable que eso suceda.

¿Dónde guardar los rollos fotográficos?

Si tu viaje fotográfico lo realizarás con rollos, asegura llevar pequeñas bolsas transparentes para ellos. Al llegar al puesto de control de seguridad, extráelos y de ser necesario –estrictamente necesario- explica que se trata de una película fotográfica para que no sea sometida a rayos X y evitar que sea dañado.

de viaje fotográfico

© Anita Ritenour – Flickr.com

Si el país de destino es caluroso…

Cuando tu viaje fotográfico es por un país tropical y caluroso, y además, te toca desplazarte vía carretera, no dejes que tu equipo fotográfico viaje en la maleta, llévalo contigo. Así está sometido a la temperatura más baja, incluso puedes aprovechar la vista para algunas tomas rápidas. Lo recomendable es que tu cámara no sufra tantos cambios bruscos de temperatura.

Y por último…

No dejes tu equipo dentro de un vehículo.

Muchas personas desconocen cómo utilizar una cámara compacta o profesional, pero venderlas sí. Así que sea el país que sea, si luces como un turista, sabrán que llevas contigo un equipo costoso. ¡Cuídalo!

Y para finalizar, siempre es bueno investigar sobre el sistema eléctrico del país destino, es decir, cómo son los toma corrientes, el voltaje y otros datos para que tu aparatos no resulten dañados. Muy importante llevar equipos dobles como baterías, cables, etc.

------------------

------------------

Seguir leyendo en 3lentes.com →

Licencia de imágenes de Flickr CC by 2.0

Las imágenes con licencia CC de esta publicación se rigen bajo Creative Commons

La información contenida en esta página no es oficial ni ha sido verificada. Para detalles técnicos, información oficial y datos actualizados, por favor visite la página web de la marca/fabricante correspondiente.

Comentarios